martes, 13 de abril de 2010

Monologo de una borracha

Una mujer muy elegante y bella, sale de un bar con un grado de alcohol en la sangre muy alto, o sea, borracha como una cuba. Camina tambaleante hacia su coche, un BMW último modelo, costosísimo, trata de abrir la puerta con sus llaves, pero su estado se lo impide hasta tal punto, que cae sentada al suelo, al lado de la puerta.

Espatarrada y sin bragas mira hacia abajo y lo único que ve es su vagina, a la que comienza a hablar:

- Por ti tengo coche.

-Por ti tengo joyas.

-Por ti tengo dinero.

-Por ti puedo tener al hombre que quiera.

-Por ti tengo una mansión.....

De repente se empieza a mear y ..... molesta grita:

-¡No llores tonta, qué no te estoy riñendo!

11 comentarios:

Alijodos dijo...

jajajaj que bueno..si es que fue muy cruel con ella...un abrazo..

Kassiopea. dijo...

Es que se emocionó la pobre.

Stanley Kowalski dijo...

Ya lo conocía, pero es simplemente genial!!!!!!!!!!!!!!!!!

BESOTES Y BUENA SEMANA!!!!!!!!!

Mara Jade Garland dijo...

Vaya, ahora sé que mi vagina no funciona bien.

Folken dijo...

Llora de la emoción

S. dijo...

jajajajjajajaj

Sisco dijo...

jajaja, vaya disgusto se ha pegado!! jajaja

Noveldaytantos dijo...

Al final ya verás cómo acabamos todos hablando con nuestras propias pelotas.

salustiana la porquera dijo...

Señor mío, me ha dejado usted perpleja con semejante dialogo. Y mire que es complicado que yo me quede perpleja. He mantenido muchas conversaciones con mis partes pudendas pero esta, esta, me sobrepasa. Saludos de mis puercos que han quedado patidifusos¡¡

Silvia_D dijo...

Sin palabras me has dejado y lagrimeando de risa, pero por los ojos, eh!! jajajaa
Muackssssss

emillapink dijo...

jajajajajajajajajaaajaj

Related Posts with Thumbnails